ESTUDIOS BÍBLICOS

CAPSULAS 188
Por J .N. Robles Olarte

Cuando un hombre muere, volverá a vivir?
…Todos los días de mi edad esperaré, hasta que mi cambio venga (Job 14:14).
PARTE 3
¿Qué se siente estar muerto?
Las Escrituras afirman que el hombre y la bestia provienen del polvo, y todos vuelven al polvo.
Eclesiastés 3:19-20.-“ Después de todo, las mismas cosas que suceden a la gente suceden a los animales, la misma cosa – así como uno muere, así el otro. Sí, su aliento es el mismo; así que los humanos no son mejores que los animales; puesto que nada importa de todas maneras. 20 Todos ellos van al mismo lugar; todos ellos vienen del polvo, y todos regresan
al polvo.”
La Palabra Eterna dice que los hombres mueren de la misma manera como las vacas, caballos, perros y ovejas. Su condición, en la muerte, es el mismo. Ambos deben su vida al oxígeno que está en el aire. Cuando los hombres y los animales mueren, los dos decaen, y regresan a la tierra, de la que proceden.
Sin embargo, usted bien puede preguntarse, “¿No son, de alguna manera, conscientes de la muerte?”
Eclesiastés 9:5.-“ Porque los vivos saben que ellos morirán, pero los muertos no saben nada; ya no hay recompensa para ellos, porque toda memoria de ellos (su memoria, su pensamiento consciente) está perdida.”

El rey David sabía esto. Sabía que el hombre vuelve al “polvo” (a los elementos de la tierra) de donde vino. Él escribió:
Salmo 30:9. ¿Qué provecho hay en mi muerte, cuando descienda a la sepultura? [28] Te alabará el polvo? Declarará Tu verdad? ”
Las Sagradas Escrituras nos muestran que cuando los seres humanos mueren, ya no están conscientes. No tienen pensamientos, ni memoria ni conciencia. Describen la muerte como el tipo más profundo de sueño, un estado de olvido total, completamente inconsciente del paso del tiempo, sin que se sienta dolor alguno, ninguna preocupación, y ninguna memoria.
Salmo 146:2-4.-“Yo (habla David) alabaré al ETERNO CREADOR por todo el tiempo que viva. Cantaré alabanza a mi Elohim toda mi vida. 3 No pongas tu confianza en príncipes ni en mortales, que no pueden ayudar. 4 Cuando ellos toman su último aliento, regresan al polvo; en ese mismo día todos sus planes se esfumaron.”

Los muertos están completamente ajenos de lo que pasa. Inconscientes. Los “muertos nada saben” y se caracterizan por estar en el más profundo de los sueños, insensibles. El cerebro humano se descompone y vuelve al polvo. El espíritu humano, que no tiene conocimiento o conciencia alguna, aparte del cerebro, esta completamente inconsciente o “dormido”.
En el instante mismo de su despertar, va a volver a pensar y recordar los seres conscientes. Para ellos habrá sido como si sólo hubiese transcurrido una fracción de segundo desde el momento de su muerte hasta el momento de su despertar.
Millones de personas se preguntarán acerca del despertar de los muertos, “¿Qué pasó en ese instante?” Y millones ni siquiera sabrán que estaban muertos, que ni siquiera sintieron dolor alguno al morir, ni lo pensaron.
Si usted alguna vez ha tenido alguna duda acerca de si los muertos están conscientes o no, debería ponerse a pensar y meditar sobre éstas verdades reveladas!
El Espíritu Humano:
Miremos lo que la Palabra del Eterno Soberano dice acerca de los seres humanos y sobre su espíritu humano que el Creador nos ha dado y que nos hace tan superiores a los animales al darnos la mente, la conciencia, la profundidad de sentimiento y el carácter. El hombre tiene una mente mientras que los animales tienen cerebro.
El rey David, antes de morir, oró así lo siguiente al Eterno, su Creador:
Salmo 31:5.-“…En tu mano encomiendo mi espíritu [RUACH]: tú me has redimido, oh ETERNO SOBERANO de la verdad.”
La palabra “espíritu” es la traducción de la palabra hebrea “ruach”, que tiene género masculino y una definición de género femenino. [29] La forma masculina es “ruach” (roo’-AKH), la palabra H-7306 de Strong y proviene de una raíz “primaria”, parecida a la de soplar (es decir, respirar); literalmente se define como oler o, por implicación, percibir; y figurativamente es anticipar, disfrutar ”
La forma femenina es “ruwach”, la H-7307 (roo’-AKH) proviene de la H-7306 que significa viento y, por semejanza, aliento, es decir, una exhalación sensible (o incluso violenta); es figura del “principio de la vida” o ”parte vital”, “ira”, “insustancialidad”, que carece de sustancia material y, por extensión, una región del cielo; por parecerse al espíritu se le llama a veces, “espíritu humano”.
El rey David usó una palabra completamente diferente en uno de sus Salmos, cuando alababa al Eterno Creador:
Salmos 150:5-6.-“¡Alábenle con címbalos retumbantes!¡Alábenle con címbalos retumbantes de júbilo!6 ¡Qué todo lo que tenga aliento (neshama) alabe al ETERNO CREADOR!¡Halleluyah!”
La palabra “aliento” proviene de la palabra hebrea [30] “neshamá” (nesh-aw-maw) que significa inspiración divina, intelecto, respiración, el espíritu (el espíritu de la vida y la sabiduría que imparte ETERNA o el espíritu en el hombre).
La palabra “ruwach” se traduce más comúnmente como un movimiento de aire (respiración, es decir, viento), pero también se traduce como “espíritu” en muchos lugares. La palabra “neshamá” se utiliza más como INTELECTO o la psique interior de cada persona, y se traduce correctamente como “espíritu”.
Tenga en cuenta otro ejemplo en donde la palabra neshamá, obviamente, significa la “conciencia más profunda”, el pensamiento, y el intelecto del hombre:
Proverbios 20:27.-“El espíritu en el hombre es la lámpara del E”TERNO, que busca todas las profundidades interiores de su corazón (su mente, su intelecto).
En el verso anterior “neshamá” tiene que ver con la conciencia, con el carácter humano, el pensamiento profundo, la introspección, la meditación, la filosofía, con nuestra capacidad de tomar decisiones y responsabilidad. Observe un ejemplo en el que ambas palabras se usan conjuntamente:
Job 33:4.-“El Espíritu [ruach] del SOBERANO me hizo, y el Soplo [neshamá] del Omnipotente me dio vida.”
Mientras que el hombre y el animal ” tienen todos la misma respiración”, que es la misma existencia física y química, apoyada por el aire que respiran, los alimentos y el agua, son completamente diferentes. El hombre tiene una mente mientras que los animales tienen cerebro. Los animales son criaturas de instinto, pero no tienen el poder de conocer o de preguntarse acerca de su origen o destino. Los animales tienen una capacidad limitada de razonar. Los experimentos con delfines, caniches, y chimpancés han demostrado esto. En un experimento se observó que, un perro atrapado en un sótano apilaba cajas una encima de otra hasta que tuvio una plataforma lo suficientemente alta como para llegar a una pequeña ventana cerca del techo, y poderse escapar.
Pero, más allá de poseer una capacidad muy limitada, los animales son criaturas que tienen instinto, uno automáticamente programado. No tienen la capacidad creativa ni pueden especular filosóficamente.
Sin embargo, el Creador colocó un “espíritu en el hombre”, el espíritu humano. Este es la esencia espiritual que está vinculado a los lóbulos frontales del cerebro humano, que le da al hombre una mente, en comparación con el cerebro de un simple animal.
Un potrillo pocos minutos después de nacer se tambalea a los pies de su madre pies e inmediatamente va directamente en búsqueda de las tetas de la yegua, a mamar. De algún modo, por el mero instinto, así como por la vista, el oído y el olfato, el minúsculo animal recién nacido sabe, exactamente, qué hacer.
Aunque los delfines bebés nacen bajo el agua, de inmediato comienzan a nadar a la superficie para tomar su primera respiración. Cada ave, pez, insecto y animal podría ser utilizado como un ejemplo de cómo cada uno tiene su propio instinto de forma automática pre-programado, que les induce a sobrevivir.
Consideremos, ahora, a un bebé humano recién nacido. Nace completamente indefenso. Podría estar a pocos centímetros del pecho de su madre y morirse de hambre, si su madre no le induce a que mame. Es la más indefensa de todas las criaturas.
Sin embargo, tenga en cuenta las posibilidades ese cerebro humano diminuto. Poco a poco, en la medida en que se relaciona con su madre, padre, hermanos y hermanas, el bebé va aprendiendo. y su cerebro se va programando.
La mayoría de los animales solo son capaces de emitir solamente chirridos, gritos, ladridos, relinchos, baalidos, llamadas y gruñidos. Mientras que otros animales como los alces o las ballenas son muy vocales y utilizan una amplia gama de sonidos para comunicar pensamientos simples entre sí, como los del peligro o la alimentación. Y sin embargo, la mente humana es capaz de aprender el lenguaje con miles de palabras y expresar pensamientos..
Cualquier estudio, en profundidad, sobre el cerebro humano, es un viaje alucinante en donde nos toparemos con estupendos e impresionante datos. Será una introducción al órgano más increíblemente complejo conocido de toda la humanidad. Nuestra forma de pensar, razonar, deducir, reflexionar, imaginar y crear, es casi incomprensible.
Usted no podrá llegar a saber de nada que sea superior a su propia mente a menos que esté dispuesto a admitir que solo otras mentes están mejor educados que la suya, por haber almacenado más conocimiento y experiencia.
Puesto que la mente humana es de las más increíblemente complejas, es por medio de ella que podemos llegar a conocer tanto por medio de los cinco sentidos físicos que poseemos, ¿sería posible que nuestras mentes, tan maravillosas, provengan de una mente menos inteligente que la nuestra?
Su propio intelecto exige una respuesta. Sólo una inteligencia muy superior a la nuestra PUDO haber pensado, diseñado, y luego crear la mente y el espíritu humanos. Ahora, piense usted en esa maravillosa mente que el Eterno Creador le dio.
Se necesitan dos padres para que se produzca. El microscópico espermatozoide unido con la vida que provee la madre en la forma de un pequeñísimo huevo se fertiliza. En el momento mismo de la concepción usted y yo teníamos vidas separadas, mucho más pequeños que el punto final de ésta frase.
No obstante, en ese tan diminuto comienzo fue programado el ADN (ácido desoxirribonucleico”), el código genético que determina el sexo, la altura, el peso, forma, color de su pelo y ojos, color y la textura de su piel, forma de su cráneo y longitud de los dedos de manos y pies – todas las características que hacen que usted sea “usted” durante su vida terrena. Características que se heredan a través de este milagroso principio tan microscópico, y que le darán las cualidades, inclinaciones, talentos y habilidades de su familia, incluyendo los talentos musicales, o si usted es sordo, o si tiene inclinaciones artísticas o pueda ser un mecánico, etc.
Si bien se ha demostrado que el medio ambiente es un poderoso modelador del carácter, el código genético de sus dos padres es el más poderoso de los dos.
A pesar de que el sistema reproductivo humano es increíble, algunos toman la vida por sentado. Sin embargo, cuando se estudia cómo los seres humanos se conciben, se forman en el seno materno, y entrar a este mundo, nos queda sólo un sentimiento de verdadero asombro y admiración!
David le dijo al Eterno Creador y Soberano, lo siguiente:
Salmo 139:14-17.-“ Tú me tejiste en el vientre de mi madre. 14 Te doy gracias porque estoy hecho sorprendente, maravillosamente; Tus obras son maravillas – yo sé esto muy bien. 15 Mis huesos no estaban escondidos de Ti cuando estaba siendo hecho en secreto, entretejido en lo más profundo de la tierra. 16 Tus ojos podían verme como un embrión, pero en Tu libro todos mis días ya estaban escritos; mis días habían sido formados antes que ninguno de ellos existiera. 17 ¡Elohim, cuánto aprecio Tus pensamientos! ¡Cuántos de ellos hay!”

David, sin duda alguna, consideró todas las funciones del cuerpo humano, contemplando el ojo humano, el oído, el olfato y el tacto, y la manera maravillosa en la que todos sus órganos vitales contribuían a sus experiencias de vida personales diarias.
Sin duda alguna meditaba sobre el marco esquelético de nuestro cuerpo, la musculatura con todos los tendones, los ligamentos que conectan los músculos con otros músculos y, y estos con los huesos. Pensó en la coordinación maravillosa de nuestras extremidades, las manos, los pies y el torso. Qué increíble había sido cuando llegó a ser tan hábil con la honda que arrojó una piedra redondeada a la frente del gigante Goliat, el único lugar en su cuerpo sin protección y mata a enemigo de Israel con un solo golpe. Él, sin duda, pensaba en las proezas atléticas impresionantes de los hombres de su ejército y de todas las maravillas que puede hacer el cuerpo humano!
Cuando dijo, “mis días habían sido formados antes que ninguno de ellos existiera” sin duda estaba pensando en el flujo sanguíneo de la madre al feto, ¿cómo es posible que a partir de un principio microscópico se puedan formar, tejidos, músculos, ojos, orejas, manos y pies?.
David estaba bajo el temor reverente hacia el ETERNO y SOBERANO CREADOR. Reconoció el milagro de que el cuerpo humano representa, a nuestro juicio, el milagro de la vida humana y su reproducción.
Es sólo a través de la unión entre el espíritu y el cerebro que tales pensamientos introspectivos son posibles! Los animales no pueden contemplar sus orígenes. Los animales no admirar su capacidad de ver u oír. Ellos no pueden alabar a su Creador.
El espíritu humano enviado por nuestro Creador está presente desde el momento mismo de la concepción.
Muchos documentales han demostrado que un espermatozoide masculino entra a un óvulo femenino y se une con él. El momento en que el espermatozoide entra en el óvulo ocurre un milagro y comienza un nuevo embarazo, una nueva vida. Esta nueva entidad biológica que se llama “cigoto”, se forma con su propio espíritu humano. El cigoto no es una parte del cuerpo del padre ni el cuerpo de la madre, sino que es una nueva vida con sus propias características [31].
¿Cuándo fue que David supo que él, aquél cigoto diminuto y microscópico, llegaría a ser convertido en rey y más tarde en el Mashiach? En el instante mismo en que el esperma de su padre engendró el huevo fértil dentro de su madre!
Nunca hubo un momento, ni un solo segundo cuando el Espíritu del Eterno no estuviese presente con David después que fue ungido. Supo que había sido maravillosamente hecho desde el vientre de su madre.
Jeremías fue conocido por el Eterno Creador antes de su nacimiento! Otros ejemplos los podemos encontrar en las Sagradas Escrituras, como el del monarca persa Ciro, quien fue nombrado cuatrocientos (400) años antes de que naciera, lo que absolutamente nos demuestra que el proceso obsceno del aborto, que se ha venido practicando, es el claro asesinato de una vida humana! El sólo pensar que no se pueda limitar una “elección”, la de una joven mujer para que aborte su bebé, es tan obsceno e impensable como para desafiar la “racionalidad del ser humano”.
Estas son verdades de vital importancia, Son Escrituras de profundidad.. Vamos a entender lo que la Palabra del Eterno nos dice al respecto:
¿Por qué el Creador es el “padre”
Fue el huevo fértil de nuestras madres y el espermatozoide de vida de nuestros antepasados, una vez que se unieron entre sí, los que fueron testigos que íbamos a ser hijos de nuestros padres.
Aquí, el ETERNO nos muestra que el “espíritu humano” , que vive conectado a nuestro cerebro físico, es el mismo que se reune con el Espíritu Viviente de ETERNO, nuestro Padre, y ello nos demuestra que somos HIJOS del ETERNO. El Padre es llamado “el Padre”, porque es Él, y sólo Él, quien engendra hijos. Él se está proveyendo de una familia de “seres espirituales”, y ahora sólo somos “embriones carnales” en proceso de nacer “espíritus”.
¿Ha prestado atención a lo que se acaba de decir, y lo ha hecho reflexionar sobre el hecho de que el “PADRE”, el ETERNO CREADOR de todo, en realidad se está proveyendo de una familia espiritual?
La creación espiritual no se completó en el Jardín del Edén, sólo se inició allí.. El Eterno Creador, el SOBERANO o ELOHIM, se revela a nosotros a través de Su Palabra. Como una parte maravillosa de la pauta de la vida en todas sus formas, el Creador ordenó que la vida engendre vida y que esa vida reproduzca vida de la misma clase o especie. Toda vida proviene de otra vida, de criaturas de la misma especie. Su vida humana, física, sólo fue posible debido a que dos vidas, vidas humanas, se unieron en su concepción. Usted no vino de una vida anterior de la misma naturaleza; provino de dos seres dos.
De la misma manera nuestro Padre y Creador engendra niños a través del poder de Su Santo Espíritu que une Su Espíritu a nuestro espíritu humano para que un nuevo espíritu sea engendrado cuando recibamos Su Espíritu Justo. Recibimos el espíritu humano en nuestra concepción, pero no recibiremos su Espíritu Justo y Santo hasta tanto hayamos comprobado que lo amamos con todo nuestro corazón y con toda nuestra mente.(continuará)

Anuncios

Acerca de jorgenelson24

Adulto mayor temeroso del verdadero Creador de todo, nuestro amado ETERNO...
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s