Estudios Bíblicos basados en las Sagradas Escrituras Hebreas

CÁPSULAS

 

LX X X V I I I

Por: J.N.Robles Olarte

 

Surge, a raíz del tema que antes hemos tratado, el del “sacrificio humano”, una pregunta en la que los “ministros, pastores y sacerdotes” Cristianos han estado danzando por más de dos mil años, pero que nunca han sabido responder con la verdad. Y es el hecho de que si “Jesús” vino a éste mundo terrenal como el sacrificio final para expiar los pecados del mundo, ¿por qué, entonces, las Sagradas Escrituras Hebreas proclaman que un TERCER TEMPLO se habrá de construir para continuar los sacrificios que antiguamente, en la Era Mesiánica, se efectuaban?  La vasta mayoría de los Cristianos de éste planeta están completamente convencidos de ello, e ignorantes de tales profecías; han sido engañados muy sutilmente por sus ministros.  Notemos con atención las claras enseñanzas de las Escrituras Hebreas en relación a ésta teoría: “Yo, el Eterno, les traeré a Mi Monte Santo, y les alegraré en Mi Casa de oración.  Sus holocaustos y sacrificios serán gratos sobre Mi Altar.  Porque Mi Casa será llamada CASA DE ORACIÓN para TODOS los pueblos.”(Sofonías 3:10).

“Concluiré con ellos una ALIANZA DE PAZ, que será para ellos una ALIANZA ETERNA.  Los estableceré, los multiplicaré, y pondré MI SANTO MONTE en medio de ellos PARA SIEMPRE.”(Ezequiel 37:26).

“Se sentará el Eterno para fundir y purgar.  Purificara a los hijos de Leví y los acrisolará como el oro y la plata; y serán para el Creador los que presentarán la OBLACIÓN en justicia.  Entonces, en aquéllos días, será grata al Creador la OBLACIÓN de Judá, y de Jerusalém, como en los años antiguos.”(Malaquís 3:3 y 4).

He aquí, ahora, el argumento irrefutable de todo lo anterior:”El PRÍNCIPE se encargará de los holocaustos, de la oblación, y de la libación durante las Fiestas, los Novilunios, y los Shabbaths, durante todas las solemnidades de la Casa de Israel. Él, el príncipe, proveerá lo necesario para el sacrificio por el pecado, para la oblación, el holocausto, y los sacrificios de comunión, para la EXPIACIÓN  de la Casa de Israel.”(Ezequiél 45:17)

Concluiremos afirmando que, aparentemente, “el sacrificio de Jesús no expió los pecados del mundo.”, ya que no se atiene a lo expresado por el Creador en Su Palabra! Si la muerte de “Jesús” fue la expiación de todos los pecados de la humanidad, ¿entonces por qué habrá necesidad de reanudar las expiaciones durante la era Mesiánica? ¿De qué forma los Ministros, Pastores y Sacerdotes de las religiones de éste mundo habrán de responder lo que nuestro Eterno Creador afirma en Su Palabra? Sencillamente, no habrá respuesta alguna!

 

¡Qué Creador hay como Tú, Oh Padre Eterno, que quita la iniquidad, y pase por alto la rebeldía del RESTO DE ISRAEL de Tu heredad? No se mantendrá Tu cólera para siempre, pues solo Te complaces en el AMOR.” (Miqueas 7:18)

“Si te vuelves a Creador, el Shaday, con humildad; si alejas de tu casa la injusticia….tendrás entonces tus delicias en el Eterno Creador!” (Job 22:23-27)

¡Acaso se complace nuestro PADRE en los holocaustos y sacrificios como en la obediencia a la Palabra, Su Palabra?  Mejor es OBEDECER que sacrificar, y mejor la DOCILIDAD que la grasa de los carneros.” (1 Samuel 15:22) 

 

A Israel, como “hijos de Dios”, se les prohíbe muchas cosas, entre otras a “sajarse el cuerpo o cortarse el cabello totalmente” en nombre de un muerto cualquiera. Como se les ordena en Deuteronomio 14:1 al 2. También se les prohíbe participar en la costumbre antigua, y pagana, de “hacer lamentaciones por los muertos en razón de su escogencia, como pueblo, de haber sido “apartados” como una “nación de y para el Eterno”.  Ser, pues, una “nación para el Eterno Creador” simplemente significa ser “santos” o “escogidos” por el Creador de todo.  A los ángeles se les llama, en el libro de Job, “hijos de Dios” porque también fueron “escogidos” y “santos”. Fue Su primera creación, antes de proseguir con lo demás!  En realidad uno de los términos que se usa en las Escrituras es el de “santo”. Es así cómo en el libro de Daniel 8:13 se ve a un ángel a quien se le describe como “santo”.  Es de observar aquí que éste término difiere mucho del que el mundo cristiano usa y quiere manifestar cuando se refiere a sus “santos”.  Y radica en que los últimos son entidades ya muertas, no vivas en la carne, sino a seres ya muertos, mientras que en las Escrituras se refieren a “seres vivos”.  En el sueño que tuvo Nabucodonosor, él ve a “un ángel y  un santo” que vienen de los cielos” (Daniel 4:10, versión Aramea).  La frase “un ángel y un santo” es un ejemplo claro del estilo literario donde se reemplazan dos sujetos por uno, esto es “dos que son uno”.  Esto significa que tanto “ángel” como “santo” son, funcionalmente, sinónimos en éste contexto anterior.

Los términos “ángel” e “hijo de Dios”, se usan de forma sinónima.  Cuando Nabucodonosor hizo arrojar a los  tres compañeros de Daniel al foso de fuego, calentado tres veces más de su capacidad normal, él se sorprende al ver allí a un cuarto ser con la “apariencia de uno casi igual a un hijo de Dios”.(Daniel 3:25, versión Aramea).  Solo unos versos más tarde Nabucodonosor declara, “bendito sea el Dios de Shadrac, Meshac y Aved-Nego quien envió a Su ángel,  salvando a Sus siervos que han confiado en Él.”(Danaiel 3:28), Versión Aramea).  Es así como cuando Nabucodonosor cuando ve a un hombre con la apariencia de un “hijo de Dios”, sabe perfecta que se trata de un “ángel. De Dios”.

La palabra “Santos” se usa de forma intercambiable con la frase “Hijos de Dios” cuando se esta refiriendo al “Concejo Celestial de Ángeles”.  Es así como debemos leer, “Y los cielos celebran Tu maravilla, Oh Eterno Padre, y Tu fidelidad en la asamblea de tus santos ángeles”(Salmos 89:6).  La “asamblea de Tus santos ángeles” allí en salmos 89:6 es el “concejo celestial de ángeles”; los versos que siguen se refieren a ellos como “hijos de Dios”o”ángeles” como bien lo anota Salmos 89:7, y el “concejo privado de los seres santos” en Salmos 89:8!

 

Nuestro Eterno Padre le recuerda a las naciones del mundo: “Cesad la guerra contra Mi Pueblo, y sabed que YO SOU el Eterno! Seré, “en aquéllos días” ensalzado entre las naciones, seré ensalzado en toda la tierra!”  Salmos 46:11

“El coraje es considerado, conjuntamente, la primera de las cualidades humanas…porque ésta es la que garantiza todas las demás”  Winston Churcill

“Nunca omita la oportunidad de practicar los fundamentos en que se basa la verdadera masculinidad, respaldándola, protegiéndola, y respetándola responsablemente”  J.N. Robles Olarte

 

 

 

Muchas personas exaltan a las iglesias cristianas por el trabajo que realizan para aliviar problemas como el hambre, las enfermedades y por ayudar a quienes nada tienen. Aunque ciertas iglesias merecen crédito por sus esfuerzos en estas áreas, no se debe pasar por alto lo nocivo que puede ser el activismo de las Iglesias para con la sociedad. En realidad, las doctrinas de las Iglesia han causado un gran número de males sociales y continúan impidiendo esfuerzos para resolver variados problemas.

 Las iglesias cristianas  promueven el Nuevo Testamento como una guía para los actos humanos. Como resultado, cada año en este país, docenas de personas mueren y miles más son lastimadas o sufren abusos.

 Esto sucede porque ciertas personas toman seriamente las enseñanzas de la Biblia para luego maltratar bestialmente a los niños, negar tratamiento médico, cargar serpientes, tomar veneno, cortarse las manos y los pies, arrancarse los ojos, y expulsar diablos y demonios. El resultado es la tragedia y a menudo las víctimas son niños inocentes.

En la arena política, las iglesias y el Nuevo Testamento son responsables de la mayor parte de la oposición a un número de ideas progresistas para el mejoramiento social. Las enseñanzas religiosas son la principal causa de hostilidad en contra de la educación sexual en las escuelas, del castigo corporal a niños, de la eliminación de la pena de muerte, de los derechos igualitarios de las mujeres, de la popularización de los homosexuales, y el que no se admita el matrimonio entre parejas del mismo sexo, y de las leyes de liberalización del divorcio.

 Además, las iglesias han sido la fuerza conductora detrás de los esfuerzos recientes para censurar libros, revistas y películas; para instituir prácticas religiosas sectarias y divisorias en las escuelas públicas; para destruir la pared que separa a la Iglesia del Estado; para no prohibir el aborto; para enseñar creacionismo como ciencia a los niños de las escuelas; y en general para imponer en la sociedad el tipo de mentalidad cerrada y la actitud intolerante que caracterizó a la Civilización Occidental durante la Edad Oscura.

 A nivel global, la oposición de la Iglesia Católica a la contracepción es la primera causa de sobrepoblación en el Tercer Mundo. Esta, causa pobreza, hambre, guerra y enfermedades. También paraliza la capacidad de las naciones pobres para desarrollar sus economías.

 Para peor, la misma enseñanza hace que ciertas personas no se preocupen sobre la posibilidad de una guerra nuclear, o desastres naturales, que ya se están viviendo, o que apenas se interesen de las cosas de nuestro Único Creador. Como ésta gente ve al holocausto y el fin del mundo profetizado, que marcará el comienzo del milenio y el reinado del Masiach, suena como si les dieran la bienvenida a todo lo anterior

A través de la Historia, las iglesias y sus enseñanzas han ofrecido el marco para apoyar la esclavitud, el derecho divino de los reyes, la quema de “brujas” y “magos”, la tortura y ejecución de herejes, la penalización de la homosexualidad por ser antinatural, el apoyo a las guerras religiosas, la oposición a la ciencia y a la educación, la prohibición de préstamos con intereses, la censura de ideas, la degradación de las mujeres, y una gran cantidad de otros problemas sociales y económicos.

La responsabilidad ha estado en el establecimiento de la Cristiandad desde el siglo 1, y por ello su indolencia, orgullo, servilismo, supersticiones, fanatismo y persecución continuada entre sus diferentes grupos religiosos. Ello tiene una razón lógica: las religiones han sido y son de factura humana, y no dispuestas por nuestro Creador. Además, las iglesias del mundo enseñan a la gente a involucrarse en variados tipos de rituales religiosos con el fin de venerar a un “dios falso” de factura humana, y no al verdadero Creador de todo. Tales prácticas no ofrecen beneficio alguno y más bien mantienen “cautivos” a sus fieles en prácticas que nada tienen que ver con la palabra del Eterno Creador consignadas en las Escrituras Hebreas

 Podemos tener la certeza que el Eterno Creador no necesita que ningún ser humano Le ayude, ya que tiene la suficiente capacidad de resolver todo con Su poder omnipotente! Y será como Él lo ha dispuesto!

 

Para buscar al Eterno Creador, al ANCIANO DE DÍAS, tenemos necesidad de ser muy cuidadosos acerca de vivir y practicar todo lo que Él expresa en Su Palabra, las Sagradas Escrituras, y por ende buscar Su Santo Espíritu, Su amor puro, y practicar fielmente lo que Él nos instruye!

La humanidad fue creada sobre la tierra para un glorioso y maravilloso propósito: crear billones de seres semejantes al Creador mismo con el propósito de terminar la ncreación del vasto e interminable Cosmos que nos rodea.!

Los gentiles deberán adquirir su salvación a través de las restauradas Casas de Israel y Judá en el futuro ya próximo; directamente bajo la dirección del Creador y Soberano de Abraham, Isaac, y Jacob.!

 

 

Con el propósito de buscar al ANCIANO DE DÍAS lo primero que debemos hacer es buscarlo diligentemente estudiando y escrutando Su Palabra, las SAGRADAS ESCRITURAS HEBREAS.  Si lo hacemos así, Él nos promete que será asequible a nuestro interés genuino y sincero!  Ese interés debe ser legítimo, con todo nuestro corazón, con toda la fuerza de nuestro corazón, y no buscar sólo aquéllos mandamientos que podamos escoger para satisfacer nuestros interés personal! 

El Eterno, por intermedio de Moisés, nos envió un mensaje, cual es el de buscarLe , que a pesar de cualquier circunstancia adversa en Su búsqueda, permanezcamos con ese mismo interés genuino de poderLe encontrar. “Desde allí buscarás al ETERNO tu Creador; y le encontrarás si le buscas con todo tu corazón y con todas tu alma”(Deuteronomio 4:29).  Lo anterior es válido tanto para usted como para mi.  Si surge alguna duda al respecto, nuestra actitud debería ser dirigirLe unas palabras, en oración, como la siguiente: “Te pido o Padre Eterno, tú que eres el único ser supremo creador del universo, aquél que mostró su espalda a Moisés, el UNO que fue amigo de Abraham, al UNO que luchó en las arenas con Jacob den su viaje. En éste momento no se cual sea Tu nombre, pero dondequiera que estés, y quien quiera que Tú seas, por favor revélate a mí. Solo soy un pecador, y lloro ante Tu presencia; por favor perdona mis pecados que son muchos, y lávame como a un plato con hizopo, dejándolo limpio”,  con la absoluta seguridad de que le llegará la respectiva respuesta de acuerdo a su sinceridad y deseo de conocerLe.! ¡Que así sea¡

 

 

Para poder obtener “entendimiento”, debemos volvernos de nuestras iniquidades, y orar permanentemente para llegar a él.  El Profeta Daniel bien tendió éstos, “Según está escrito en la Ley de Moisés, toda ésta calamidad nos ha sobrevenido, pero nosotros no hemos aplacado el rostro del ETERNO CREAOR, convirtiéndonos de nuestras iniquidades, y aprendiendo a conocer Su verdad”(Daniel 9:13). El Rey David nos ofrece un ejemplo de cómo solicitar, en oración, “entendimiento”: “Enseñame, Oh Eterno Padre, el CAMINO de de TUS PRECEPTOS, yo los quiero guardarla en recompensa.  Hazme entenderlos, para guardar TU LEY, y observarla de todo corazón” (Salmos 119:33-34). 

El Masshiach del pueblo de Israel, que ha de venir muy prontamente, nos da el principal indicio de cómo poder ganar inteligencia, es decir, entendimiento: Debemos observar (poner por obra) lo que aprendamos en la Ley, con todo nuestro corazón.  Si hacemos eso el ETERNO nos observará, y nos abrirá la mente para que podamos obtener más entendimiento, más inteligencia!  El Doctor James Moffat, uno de los tantos traductores del Antiguo y Nuevo Testamento al idioma inglés, en su introducción a tales traducciones, hace la afirmación  de que el “Antiguo Testamento es sólo una colección de literatura religiosa amontonada en el transcurrir de la historia”. En los viajes efectuados por los Israelitas.  Éste mismo concepto abunda en los que, también, han traducido las Escrituras mencionadas al Castellano.  Ciertamente que tanto el Dr. Moffat como los que las han traducido al Castellano han sido lo suficientemente educados como para haber podido traducir del Hebreo las Escrituras mencionadas, pero aún así no pudieron entender lo que ellas, sobre todo las Escrituras Hebreas o mal llamadas Antiguo Testamento, lo que allí se estatuía con toda claridad, no obteniendo indicio alguno de la verdad que nuestro Creador declara.  Ello sucedió, y aún sucede, por la sencilla razón de que no han tomado por cierto lo que nuestro Creador trata de enseñarnos, porque han hecho caso omiso de Su verdad, y la han transmitido basados en sus conceptos y creencias muy personales!  Nunca se les ocurrió recurrir a solicitarle al Creador que les diese inteligencia para saber entender Su palabra!

Además de lo anterior debe decirse que, para poder comprender las Escrituras de nuestro Hacedor, no se necesita tener una educación formal ya que el Eterno mismo nos dice que Su palabra es clara, simple de entender y comprender; además no está escondida ni tiene nada de misteriosa: “Justos son todos los dichos  -enseñanzas-  de Mi boca, nada hay en ellos astuto o tortuoso.  Todos están abiertos para los  INTELIGENTES  y RECTOS, para los que la ciencia han encontrado”(Proverbios8:8-9).  “Porque éstos mandamientos  que Yo  os prescribo hoy NO SON superiores a vuestras fuerzas, ni están fuera de vuestro alcance.  No están en el cielo, para que digas: “¡Quién subirá por nosotros al cielo a buscarlos para que los oigamos y los pongamos en práctica?”(Deuteronomio30:11-12).

 

El ELOHIM es Misericordioso, de Amor infinito; en Él está la verdadera y única Salvación de Su pueblo y del mundo!

 

¿En qué nombre de “dios” hemos sido llamados?  Léase 2 Crónicas 7:14, y observará que NO es en el nombre de ningún “falso dios” de los Cristianos, no en el nombre de Jesús, sino en el Nombre del Eterno Creador, YHWH, el Elohim de Abraham, Isaac, y Jacob!

Existe un aspecto muy importante que frecuentemente olvidamos: y es que el Mashiach prometido al pueblo de Israel no será rechazado por Su mismo pueblo, sino que habrá de traer la paz, y restaurará la semilla de Jacob: Israel y Judáh!

 

Existe un viejo dicho que dice, “tu puedes probar todo con la Biblia”!  Esto sólo puede  ser cierto cuando las Escrituras Hebreas se toman fuera de su contexto, y se “ligan con otros argumentos” para probar algo.  Algunas  de las iglesias del mundo que “guardan el días Sábado” crean muchas “doctrinas” valiéndose de tal  artefugio.  La explicación que dan para ello se basa en lo que Isaías nos dice en su libro, “orden sobre orden, orden sobre orden, regla sobre regla, regla sobre regla, ora por aquí, ora por allá´”(Isaías 28:10, Versión Católica de la Biblia de Jerusalém).  Leamos ahora, en su contexto, lo que se dice, y determine usted lo que allí en realidad se quiere decir; “”A quien se instruirá en el conocimiento? ¿A quién se le hará entender lo que oye?.  ¿A los recién detestados, a los retirados de los pechos?. Porque se dice: “orden sobre orden, orden sobre orden, regla sobre regla, regla sobre regla, ora por aquí ora por allá”.  Sí, con palabras extrañas y con  lengua extranjera hablará a éste pueblo Él, que les había dicho ya: “Ahora, descanso!  Dejad reposad al fatigado.  Ahora, calma!  Pero ellos NO han querido escuchar.  Ahora el Eterno les vuelve a decir: “orden sobre orden, orden sobre orden, regla sobre regla, regla sobre regla, ora por aquí, ora por allá”, de suerte que vayan y caigan hacia atrás y se fracturen, caigan en la TRAMPA y sean PRESOS (en la ignorancia). Por tanto OÍD LA PALABRA del Eterno Creador, hombres burlones, señores de éste pueblo de Jerusalém””(Isaías 28:9 al 14).

El versículo que las iglesias del mundo han tomado fuera de contexto para “probar” su teoría mal intencionada, prueba justamente todo lo contrario.  La respuesta la vemos en el verso 13 : “de suerte que vayan y caigan hacia atrás, y se fracturen, caigan en la TRAMPA, y sean PRESOS”.

En cualquier momento de su vida que alguien le cite una Escritura fuera de contexto para probarle “su razón y lógica”, no tome por cierto lo que él le diga!  Además de lo anterior recuerde que las interrupciones entre capítulos y versos le quitan fluidez a la historia que se narra, y ello fue introducido, por primera vez, por el Cardenal católico HUGO!  Sencillamente tal verso no se refiere a que podemos probar TODO con sólo basarnos en la Biblia! Es todo un FRAUDE!

 

Los Estados Unidos de América es la Heredad Hebrea por derecho propio.  Ello se basa a un pacto o contrato, obligatorio, entre otras cosas, habido entre el Creador y Abraham, conocido con el nombre de “Pacto Promesa”. Este mismo pacto pasó a su nieto Jacob. Hoy día, todos los ciudadanos que allí habitan provienen de diferentes nacionalidades, pero la mayoría son de origen Israelita, de las doce (12) Tribus originales procedentes de Jacob, Israel.  Los Estados Unidos y Gran Bretaña son, con toda probabilidad, , as naciones con ese “derecho de primogenitura”, propio de Manasés y Efraím, hijos de Jacob, a quien más tarde su nombre original  fue cambiado por el de ISRAEL!   Aquéllos, bisnietos de Abraham, fueron los portadores de esa heredad, de ese Gran Pacto-Promesa.  Isaías 49:19 nos recuerda, “Los hijos de los cuales tú- Israel-  has sido despojada, aún dirán en tus oídos: El lugar es demasiado estrecho para mí.    Aléjate un poco para que yo pueda habitar”  Así es cómo podemos constatar que el Eterno Creador tuvo en mente reservar esa tierra para Manasés ya que, geográficamente hablando, todo el mundo fue dispuesto y repartido referenciándose siempre en Israel., “…que en repartiendo el Altísimo Creador herencia a las naciones, cuando hizo separarse a los hijos de Adán, iba fijando los límites de los pueblos conforme al número de los hijos de Israel” (Deuteronomio 32:8).  En Génesis 28:13 al 15 podemos leer lo que el Eterno le dice a Jacob, Israel, “…la tierra en la que estas acostado, te la daré a ti y a tu simiente. Y será llamada tu simiente como el polvo de la tierra; y te extenderé hacia el oeste y hacia el este,  y hacia el norte y hacia el sur; y se bendecirán en ti las otras naciones del mundo, en tu “simiente”. Y he aquí que Yo, el Eterno Creador, estoy contigo, y te guardaré dondequiera que anduvieres, y te haré volver a ésta tierra: porque no te dejaré hasta tanto haya cumplido lo que te he prometido”.  La colonización de América del Norte no fue una accidental en el tiempo, ni   las personas que la efectuaron. Corresponde, ciertamente, a ese “Pacto Promesa”, a  un “Manifiesto del Destino”, por así llamarlo, que fue dado a Israel ¡ No  fue dado ni a los Asiáticos, ni a ningún otro pueblo de la tierra!

 

 

Capítulo Divisiones en la Biblia

La opinión general sobre las divisiones capítulo los atribuye al Cardenal Hugo de Saint Cher para su uso en su concordancia con la Vulgata Latina (c. 1240, impreso por primera vez, con la modificación, en Bolonia, 1479). Esta opinión se basa en el testimonio directo de Gilbert Génebrard (d. 1597), que “los escolásticos que con el cardenal Hugo fueron los autores de la concordancia” hecha la división. Quétif y Echavarria, un siglo y medio después de Génebrard, atribuyen a Hugo sólo la subdivisión de los capítulos en la actualidad a ser mencionado. La mejor opinión es que Stephen Langton, arzobispo de Canterbury († 1228), hizo la división de capítulos para facilitar la citación. Antes de la invención de la imprenta que había pasado ya a partir de manuscritos latinos a los de otras lenguas, y después de la invención de la imprenta se convirtió en general. Ha sufrido ligeras variaciones desde el principio hasta el día de hoy. Muchas Biblias impresas temprana, especialmente Testamento griego, además de estos capítulos también conservan el antiguo Breves o titloi se señala en el margen. (Ver más arriba, II, 1, § 5). Los capítulos se subdividen en un primer momento en siete partes (no párrafos), marcados en el margen por las letras A, B, C, D, E, F, G, haciendo referencia por el número de capítulo y la letra en las que el paso se produjo . En los Salmos más corto, sin embargo, la división no siempre se extiende a siete. En Salmos. CXIX que no parece haber sido utilizado en absoluto. Esta división (excepto en los Salmos) fue modificada por Conrad de Halberstadt (c. 1290), que redujeron las divisiones de los capítulos más cortos siete-cuatro, de modo que las cartas eran siempre bien AG o AD. Esta subdivisión continuó mucho después de la introducción de los versos de autos, pero en el siglo XVII fue modificado mucho, algunos capítulos con más de cuatro, y menos de siete subdivisiones.

Divisiones verso, del Antiguo Testamento

Los versos presentes difieren en su origen para el Antiguo Testamento, Nuevo Testamento, y libros apócrifos. En el canónicos del Antiguo Testamento que aparecen en los manuscritos más antiguos conocidos (véase más arriba, I, 1, § 7, 2, § 2), a pesar de que no se han utilizado para la citación por los Judios hasta el siglo XV. Cuanto antes hebreo Biblias impresas marcados cada verso quinto sólo con su número hebreo. números arábigos se agregaron para la primera intervención versos de José Athias, en Amsterdam, 1661, a propuesta de Jan Leusden. La primera porción de la Biblia impresa con los versos numerados Masorético fue el Quincuplex Salterio de Faber Stapulensis, impreso en París por Henry Stephens en 1509. En 1528 Pagninus Sanctes publicada en Lyon una América nueva versión de la Biblia en su totalidad con la Masoreta versos marcados y numerados. Él también se dividen los libros apócrifos del Nuevo Testamento y en los versos numerados, pero se trataba de tres o cuatro veces más largos que los actuales.

Divisiones Verso, Nuevo Testamento

Los versículos del Nuevo Testamento presentes fueron presentados por Robert Stephens en la greco-latina Testamento de 1551 (véase más arriba, II, 2, § 2). Stephens dice en su prefacio que la división se hace para seguir los antiguos griegos y latinos, la mayoría de las copias. Pero será difícil, si no imposible, encontrar alguna o América manuscritos griegos cuyas divisiones coinciden casi con los versos de Stephens. Indudablemente, se esta división en relación con su concordancia con la Vulgata, a continuación, preparar, publicado en 1555. Esta concordancia América, al igual que los anteriores, contiene referencias a las letras A, B, C, D, E, F, G, y también a los números de los versos de cada capítulo “después de que el método de hebreo” de la división. Esta última, los estados prefacio, tiene especial referencia a un operi pulcherrimo et proeclarissimo que es ahora la impresión, que debe significar su espléndida Biblia de 1556-1557, 3 vols., que contiene la Vulgata, Pagninus, y la primera edición de Latin Beza Nuevo Testamento. Mientras tanto, para mayor comodidad la actualidad, es la emisión de una más modesta Biblia (Vulgata), con los versos marcados y numerados. Este último fue su Vulgata de 1555 (Ginebra) – la primera Biblia entera dividida en los versos de autos, y el primero en el que se introdujeron en los libros apócrifos. El texto es continuo, no teniendo los versos en párrafos separados, al igual que el Nuevo Testamento de 1551, pero separados por un ∥-y el número de verso. El verso-la división difiere en sólo unos pocos lugares muy a la de 1551, y una comparación muestra que la concordancia no está de acuerdo con la división de 1551 que con la de 1555. La declaración tan a menudo hace que la división se hizo “a caballo”, mientras que en un viaje de París a Lyon debe ser matizada. Su hijo afirma que el trabajo fue realizado mientras que en el viaje, pero la inferencia más natural y mejor apoyo es que la tarea se llevó a cabo en reposo en las posadas a lo largo de la carretera.

En otros idiomas de la división apareció por primera vez de la siguiente manera: francés, Nuevo Testamento, de Ginebra de 1552, la Biblia de Ginebra de 1553 (ambos Stephens R.), holandés, del Nuevo Testamento, italiano, Nuevo Testamento, L. Paschale (Ginebra?), 1555 , Gelio Ctematius (Gillis van der Erven), Embden de 1556, la Biblia, Nikolaus Biestkens van Diest, Embden, 1560; Inglés, de Ginebra Nuevo Testamento, 1557, de Ginebra Biblia, 1560; alemán, la Biblia de Lutero, tal vez Heidelberg, 1568, pero sin duda Francfort, 1582.

En Beza ediciones del Nuevo Testamento Griego (1565-1604) se introdujeron diversas variaciones, que fueron seguidas por los editores posteriores, en particular el Elzevir (1633, etc), y muchos cambios de menor importancia se han hecho bastante hasta el día de hoy.

Un Nuevo Testamento, “muy conveniente y” tabla de iluminar antiguas y modernas divisiones de la entrega de las divisiones en el manuscrito del Vaticano, el titloi, el Ammonian Kephalaia, el stichoi, remata, y los capítulos y versículos modernos, figura en el escribiente, Introducción, i, 68. El titloi, Kephalaia, y las tablas de los cánones de Eusebio están disponibles en las ediciones tales como Stephens Testamento Griego de 1550, y el Molino de 1707, 1710. El Nuevo Testamento Griego por Lloyd (Oxford, 1827) y Mill (1859) dan los cánones de Eusebio. Para una sinopsis de las variaciones en los manuscritos consultar JMA Scholz, Novum Teatamentum Graece, i, Francfort, 1830, pp xxviii-xxix.

Los versos Stephanic se han encontrado con duras críticas por el hecho de que lo divida en fragmentos, a menudo procedentes de la división en el medio de la oración, en lugar de que lo forman en párrafos conveniente y lógico, un acuerdo que pocas veces ha hallado gracia. Pero su utilidad como referencia supera su desventaja. Nunca se debe imprimir en párrafos separados (como en la versión Inglés autorizado), pero el texto debe ser continuo y los números inserta en el margen (como en la versión revisada).

 

BIBLIOGRAFÍA: Gregorio CR, Prolegómenos, i, 140-182, Leipzig, 1894; las introducciones de Tregelles y Scrivener, ut sup. en el punto II; BF Westcott y FJA Hort, NT, Introducción y Apéndice. pp 318 y ss., de Am. edición, Nueva York, 1882; Salón de IH en Sunday Times Escuela de abril 2, 1881. Consulte también W. Wright, en Kitto de Enciclopedia de Literatura Bíblica, “Verso”, Londres, 1845 (ed. la de 1870 no es tan bueno), DCA, ii, 953-967.

 

Anuncios

Acerca de jorgenelson24

Adulto mayor temeroso del verdadero Creador de todo, nuestro amado ETERNO...
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s